Enfermedades respiratorias

La Acupuntura es eficaz en el tratamiento de enfermedades respiratorias. A modo de ejemplo nos explayaremos sobre las características de dos de las patologías respiratorias más frecuentes: el E.P.O.C. y el asma bronquial.

En Acupuntura contamos con puntos específicos a punzar  que producen una tonificación de  la energía del pulmón permitiendo una recuperación importante de su función y mejorando el cuadro clínico del paciente.

E.P.O.C.

La Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) es una patología muy frecuente que se caracteriza por la presencia de obstrucción crónica al flujo aéreo respiratorio por lo general progresiva y poco reversible y asociado a una reacción inflamatoria pulmonar persistente.

Los bronquios y los alvéolos pierden su elasticidad y se vuelven más gruesos e inflamados, produciendo más mucosidad que en condiciones normales obstruyendo las vías aéreas.

La principal causa de la EPOC es el hábito de fumar. La mayoría de las personas que sufren EPOC fuman o solían fumar. La exposición a largo plazo a otros irritantes de los pulmones —como el aire contaminado, los vapores químicos o el polvo— también puede contribuir al EPOC.

Esta enfermedad puede causar tos con producción de grandes cantidades de mucosidad, sibilancias (silbidos o chillidos al respirar), dificultas respiratoria, presión en el pecho, etc.

El curso clínico se caracteriza por una lenta evolución que puede llegar a incapacitar al paciente para realizar actividades de la vida diaria y se acompaña de episodios de empeoramiento de los síntomas (exacerbaciones) que pueden obligar al enfermo a consultar los servicios de urgencias y/o internarse. Este comportamiento explica el enorme impacto sobre su calidad de vida de los pacientes.

El diagnóstico precoz es de importancia fundamental para intentar modificar el curso clínico de la EPOC. Se debe solicitar una espirometría con broncodilatador para descartar o confirmar su diagnóstico. El grado de obstrucción espirométrica sumado al cuadro clínico de la enfermedad  permite definir la gravedad del  EPOC y el nivel de la asistencia médica requerida.

Asma

El Asma Bronquial es una enfermedad en la que se inflaman los bronquios, lo que produce una obstrucción de las vía respiratorias (encargadas de conducir el aire respirado hacia dentro o hacia afuera). Esta obstrucción es de una intensidad variable, y sucede habitualmente en forma de crisis, que a veces ceden solas ó sólo con tratamientos específicos. La frecuencia de las crisis asmáticas es muy variable, en algunos casos desde escasos episodios  anuales hasta varias crisis agudas en un corto período  de tiempo, sobre todo en las épocas de cambio de clima (otoño y primavera, dónde abundan los alérgenos) o en tiempo frío.

El asma se caracteriza por los siguientes síntomas:

  • Tos: Generalmente el primer síntoma de una recaída.
  • Dificultad Respiratoria: Con sensación de ahogo o “falta de aire”.
  • Sibilancias: Es el ruido silbante (tipo silbido) que puede ser audible por el paciente o detectado por el médico con la auscultación a través del estetoscopio.
  • Secreciones bronquiales: que aumentan la obstrucción al pasaje de aire.

Debido a que el asma  es casi siempre producido por un proceso inflamatorio de tipo alérgico, y que las alergias en general tienen un carácter hereditario, es frecuente encontrar antecedentes de asma u otros problemas alérgicos en  miembros de la familia del paciente.

Algunas situaciones pueden desencadenar las crisis asmáticas en un individuo ya asmático, aunque no sean la causa real del problema. Entre estos “disparadores” tenemos: la actividad física, el aire frío, alimentos o bebidas frías, algunas infecciones, el componente emocional y subjetivo, los cambios bruscos de clima, el humo del tabaquismo, el alcohol, etc.

El diagnóstico toma en cuenta el cuadro clínico y se completa con un estudio que mide la capacidad pulmonar y su reacción al estímulo de brancodilatadores (fármacos que abren los bronquios) llamado espirometría como así también con pruebas alérgicas que tratan de especificar cuáles son los desencadenantes responsables de las crisis asmáticas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s